Domingo, 21 Enero 2018 08:26

La gloria espera tras el infierno de San Juan

Escrito por

Por segundo año consecutivo la Vuelta a San Juan tiene categoría 2.1 de la UCI y algunos de los mejores corredores y equipos del mundo forman parte del selecto pelotón. Nibali, Gaviria y Majka lideran una participación de lujo gracias a la presencia de siete equipos World Tour. El calor del verano argentino, una contrarreloj de 14,4 km y la llegada al Alto Colorado decidirán al vencedor. Gaviria se presenta como el hombre a batir en la primera etapa y Eduardo Sepúlveda, Óscar Sevilla y Rodolfo Torres como otros candidatos al triunfo absoluto.

En apenas dos años, el tiempo que lleva el gobernador Segio Uñac en el cargo, la Vuelta a San Juan ha situado con letras de oro a esta provincia argentina en el mapamundi del ciclismo. Hace escasamente dos días San Juan despedía el Rally Dakar y ahora da la bienvenida a algunos de los mejores ciclistas y equipos del mundo.

Un total de 27 equipos formarán a partir de mañana parte del pelotón de la Vuelta a San Juan 2018. Siete serán de categoría World Tour, cinco Profesionales y nueve Continentales, además de seis selecciones nacionales. Ninguna otra prueba de América Latina puede presumir de tener un grupo tan selecto.

Sobre Vincenzo Nibali, Fernando Gaviria y Rafal Majka, así como el resto de estrellas de los equipos Bahrain-Merida, Quick Step, UAE Team Emirates, Lotto-Soudal, Trek-Segafredo, Bora-Hansgrohe y Movistar, están depositadas casi todas las miradas, aunque son muchos, no solo ellos, los que sueñan con la gloria, que es lo que otorga la Vuelta a San Juan desde que el año pasado estrenara la categoría 2.1 de la UCI.

Desde que en 1982 se disputó esta carrera por primera vez, la afición sanjuanina había soñado con ver, junto a los argentinos, codo con codo, manillar con manillar, a algunos de los mejores corredores del mundo. El gobernador Sergio Uñac, para quien “el deporte es política de Estado en San Juan”, y Jorge Chica, su flamante secretario de Deportes, hicieron el año pasado este sueño realidad y si cabe han redoblado ahora la apuesta con un recorrido aún más espectacular y un pelotón de más quilates.

Nombres y hombres

Por nombre y palmarés, Nibali, Gaviria y Majka quizás sean internacionalmente los corredores más sonados, pero en Argentina sueñan con el triunfo de Eduardo Sepúlveda, quien se estrenará mañana oficialmente con el equipo Movistar, y Nicolás Tivani (Unieuro), el joven corredor que este año sirve de imagen a la Vuelta.

“Es la primera carrera del año y no sé cómo responderán las piernas”, explica Nibali, “pero si me encuentro bien no dudaré en probarme”. Es la frase que todos, no solo el Tiburón italiano, repiten desde hace días para eludir en la medida de lo posible la presión.

Dos veces ganador del Tour de San Luis, también Dani Díaz aspira a dar la sorpresa con los colores del SEP San Juan, uno de los equipos de casa, aunque muchos ven a Óscar Sevilla y Rodolfo Torres, quienes el año pasado escoltaron a Bauke Mollema en el podio, a los corredores más cualificados para llevarse finalmente el triunfo. Sin olvidarnos de Ricardo Escuela (Virgen de Fátima), que el año pasado acarició el cajón.

El primer sprint

Mañana, la primera etapa se resolverá normalmente con un sprint. Será el primero de varios, aunque la general final se resolverá en la contrarreloj de 14,4 km de la tercera etapa y en la llegada en montaña, en el Alto Colorado, de la quinta.

Gaviria, quien se diera a conocer al mundo en Argentina, es el claro favorito en las llegadas masivas y, por tanto, el gran candidato al primer jersey de líder, pero la nómina de velocistas es amplia Nizzolo, Bennot, Sbaragli, Belletti y Pelucchi, entre otros, aspiran a derrotarle. Para impedirlo, el colombiano del Quick Step tendrá a Richeze como fiel lanzador, siempre a su lado.

Las bonificaciones, 10, 6 y 4 segundos en la meta, y 3, 2 y 1 segundo en las meta sprint, serán otro de los alicientes de la carrera y, quién sabe, si incluso podrían inclinar la balanza de uno u otro lado.