Miércoles, 24 Enero 2018 17:42

Richeze ganó en su tierra en un sprint para el infarto

Escrito por

El representante del Quick Step, Maximiliano Richeze, se adjudicó el cuarto capítulo en un sprint muy cerrado donde superó a Giacomo Nizzolo (TFS) y a Matteo Pelucchi (BORA). Una etapa inédita, que por primera vez transitó por la Ruta Internacional 150 y debió ser neutralizada por la creciente. Los 191 km de la etapa se recorrieron en 4:31:48 a un promedio de 42,163 km/h.

 

Una de cal y una de arena para la escuadra del Quick Step. El argentino Maximiliano Richeze se quedó con el cuarto parcial de la Vuelta Ciclista a San Juan y pudo sacarle una sonrisa al conjunto belga que había sufrido el abandono de Fernando Gaviria. El colombiano sufrió una caida faltando aproximadamente 60 km para el final de la etapa junto a otros tres protagonistas que les impidió continuar con el parcial.

El lanzamiento en el pueblo de Jáchal mostró más que la tradición de su gente. Los vecinos, desde muy temprano esperaron ansiosos y colmaron las calles para despedir el paso de la caravana que visitó el departamento del norte.

El esfuerzo inicial desgastó mucho más que las piernas. En los primeros kilómetros, una fuga formada por media docena de hombres, Daniel Juárez (Mardan), Alex Cano (COLDEPORTES), Pablo Alarcón (Cannel’s), Alan Presa (URU), Daniel Eaton (UHC) y el líder de las Metas Sprint, Adrián Richeze (AVF) se separaron por varios minutos del grupo mayoritario. Entre ellos, se repartirían puntos al por mayor de la Metas Sprint y de Montaña.

Entre los seis que tomaron distancia desde el inicio, llegaron a sostener más de dos minutos de diferencia, siempre controlada por el grupo mayoritario donde viajaba el Líder de la General, Filippo Ganna. La primera reacción del pelotón se vivió en la zona del último ascenso, donde las curvas y contra curvas hicieron lo suyo en el resto físico de los pedalistas.

Arriba, se dividieron las fuerzas, que nuevamente se reagruparon en la zona del descenso hacia el Valle de la Luna. El paisaje de Ischigualasto fue testigo del intenso ritmo impuesto por los hombres de punta.

Solo dos hombres pudieron dar con la vanguardia, Robinson Oyola (Medellín) y José Sontoyo (Cannel´s), para constituirse en ocho punteros. La persecución para dar con la neutralización era inevitable. El conjunto del BORA comenzó a marcar su paso, y a pura marcha se pusieron al frente del grupo. Una caída, que no pudo ser evitada, por Fernando Gaviria (Quick Step), Ricardo Escuela (AVF) y Rubén Ramos (ARG), determinaron que queden fuera de la competencia.

El acople entre primeros y segundos no tardó en llegar, y nuevamente se rompió la hegemonía del grupo, que sobe el final estaba encabezada por una treintena de hombres. Debido a la creciente del río en el Valle de Usno, se neutralizó por unos minutos la competencia, para el cruce con precaución en el badén por parte de los pedalistas y acompañantes. En los últimos kilómetros de competencia, los ataques del BORA por ubicar a Pelucchi o los del Lotto por posicionar a Keukeleire.

Sin embargo, los del Quick Step, que ya no contaban con su mejor sprinter, le abrieron paso a Maximiliano Richeze, que les pasó el trapo a los que le intentaron quitarle la bandera a cuadros.

El Líder de la General al igual que en la SUB 23, continúa siendo Filippo Ganna (UAE). Entre los escaladores, manda Pablo Alarcón con 18 puntos (Cannel´s). Mientras que, Adrián Richeze (AVF) sigue arriba con 9 unidades. El mejor argentino, el salteño Daniel Díaz (SEP) pasó a la vanguardia y, entre los locales, Emiliano Contreras (Mardán).

La jornada del jueves, será el día de descanso, para el pelotón de Élite. Sin embargo, la Vuelta tendrá al ciclismo inclusivo como protagonistas. La cita es en el Estadio Aldo Cantoni, para pedalear en un circuito perimetral al Parque de Mayo. La fiesta del ciclismo no para, porque mientras unos descansan para enfrentar la etapa Reina con el esperado al ascenso al Colorado, otros le mostrarán al mundo que el deporte pedal puede ser practicado por todos.